Tres manías que denotan ansiedad en los niños

La ansiedad es un problema nervioso que no conoce de edades, ni de sexo, ni estrato social. Los niños en edad preescolar muestran la ansiedad, no como un problema, sino como parte del proceso de madurez de sus habilidades sociales y de inteligencia emocional.

Los padres y adultos a cargo debemos mostrar empatía con los infantes, cuando muestran frustración o no sepan manejar su ansiedad o enojo.

¿Cómo podemos ayudar a nuestros hijos en esta etapa?

Primero debemos identificar las formas en que nuestros hijos manifiestan su ansiedad. Acá detallamos tres manías que pueden pasar desapercibidas, pero que deben ser señales de alerta, de la ansiedad en los niños.

  • Morderse las uñas.

Esta es una actividad bastante común y esta asociada a la etapa oral de los niño, donde encuentran tranquilidad conociendo el mundo y su entorno por medio del sentido del gusto.

Es una costumbre que debe corregirse, no solo por las implicaciones de autocontrol  que están implícitas, sino también por la falta de higiene que tienen las manos de los niños. Las manos sucias pueden provocar infección estomacal u otro malestar.

  • Rechinar los dientes mientras duerme.

Cuando los niños rechinan los dientes durante la noche, es señal de tensión y algunos  hasta se desgastan los dientitos. Usualmente lo hacen inconscientemente y suele pasar, luego de un día con estrés o cansado. Lo mejor es identificar qué pasa a su alrededor cuando pasa el rechinar, para poder influir desde la raíz. Si es necesario acude a un odontólogo pediatra.

  • Sacar la lengua involuntariamente, mientras está concentrado en algo.

Aunque esta costumbre parece inofensiva, es una muestra de que el niño tiene algún tipo de energía que debe salir de alguna manera y que no se ha canalizado. Es como cuando alguien esta sentado sin hacer nada y comienza a mover el pie rápidamente.

Lo  mejor ante cualquiera de estas manifestaciones es explicar al niño sobre cómo se siente, y que se sepa libre de explicar sus sentimientos.

Los niños deben saber que la ansiedad es algo normal en el ser humano y que debemos buscar formas saludables y constructivas para enfrentarla.

Deja una respuesta