Cuatro perfiles de colegas que podrían transformar tu día de trabajo en una auténtica tortura

Aprende a reconocer y a enfrentar a los compañeros de trabajo tóxicos, para ahorrar tiempo y energías en la oficina.

¿Tu trabajo es aburrido o demasiado agotador?, ¿te agobia estar todo el día sentado frente a una pantalla, o estás harto de recibir un sueldo que apenas te alcanza para llegar a fin de mes? Pues si estas son las únicas cuestiones que te inquietan en cuanto a tu empleo, relájate, puesto que no te va tan mal.

colleagues-437018_960_720

En el entorno de trabajo, hay algo que podría transformar tus pesadillas en torturas reales en vivo y en directo: los malos compañeros. Así es... algunas de las personas con las que compartes casi la mitad de tu día, incluso con las que pasas más tiempo que con tu familia, amigos o tu perro, podrían hacerte sentir el ser más miserable sobre la faz de la Tierra, ¿te lo habías planteado?

De esta categoría de colegas, hay para todos los gustos y situaciones. Desde aquel insoportable, que con apenas verlo sientes que los calores se te suben a la cabeza, hasta aquel de buena apariencia, que parece que no mata ni a un insecto, pero en realidad está listo para clavarte el puñal en cuanto menos te lo esperes.

Existe un ejército de compañeros de trabajo bobos, arrogantes, listillos, pesados e incluso sin gracia, que no consideran algo mejor que hacer, que fastidiar el día a día de quienes tienen a su lado.

Si te cuesta identificar a estos colegas de trabajo, la revista "Business New Daily" ha realizado una investigación, que distribuye de manera perfectas este tipo de compañeros de trabajos, en diferentes niveles. Procedamos a ver parte de esta investigación.

La investigación llevada a cabo por Samantha Lambert, responsable de Recursos Humanos de la agencia web Design Blue Fountain Media, presenta los 4 perfiles de trabajadores que son más propensos a crear conflictos internos entre los empleados e incluso, que pueden llegar a afectar los negocios de la empresa.

Veamos entonces cuales son estos 4 perfiles de colegas, de los cuales debes tener mayores cuidados.

EL PELOTA

Es aquel colega sin carácter y sin decisión, que siempre suele posicionarse de lado de los jefes en cuestiones de decisiones importantes. Como describe Lambert, estas personas no son capaces de asumir una posición contrastante con la dirección de la empresa, no tanto para no generar grandes discordias, sino más bien para lucir bien ante los ojos de sus superiores.

Para lidiar con este tipo de colegas tóxicos, según la experta de la investigación, es recomendable atacarlos con preguntas directas y específicas, que lo obliguen a tomar una postura clara y decisiva dentro de la empresa. Con este método, se sentirán obligados a sumir un papel de responsabilidad y compromiso con la empresa y los compañeros. Jugando con esta estrategia, según Lambert, con el tiempo, este tipo de perfil de colegas tóxicos podrán asumir un papel propio dentro de la empresa, sin la necesidad de agradar siempre a los jefes.

EL INÚTIL 

Su tarea principal dentro de la empresa, es hacer perder el tiempo a los demás. Son aquellos colegas que prefieren preguntar y cuestionar todo, antes de buscar una solución. Parece definitivamente que no pueden darse cuenta que en lugar de contribuir, solo están estorbando y entorpeciendo el trabajo.

Lambert nos recomienda, que frente a este perfil de colegas tóxicos, utilicemos la estrategia de la indiferencia, ignorando cualquier tipo de comentario que pueda llegar a nuestros oídos desde ellos. A la larga, este tipo de trabajador entenderá que no aporta anda bueno al trabajo, y finalmente puede que desista de su actitud.

EL TREPA

Este tipo de colegas tóxicos debe ser sin duda el más conocido entre trabajadores. Se trata de aquellas personas que siempre están listas para lucirse ante los compañeros y superiores, mostrando así su aire de superioridad intelectual y laboral frente a los demás. Estas personas pueden llegar a ser demasiado irritables, ya que su obsesión por ser los mejores, los convierte en compañeros sumamente arrogantes y despreciables.

Para este tipo de personas, nada de lo que los demás hacen merece mérito, ya que solo son capaces de reconocer el propio éxito.

Según Lambert, la mejor manera de lidiar con este tipo de colegas tóxicos, es enfrentarlos directamente, y cuestionarlos acerca de que tipo de problema tienen contigo.

EL PESIMISTA

Este colega tóxico también es demasiado fácil de localizar dentro del entorno de trabajo. Aquel que se queja de todo y siempre asume una posición negativa ante cada situación. Son este tipo de personas que predicen malos acontecimientos...el proyecto saldrá mal, el trabajo no dará buenos resultados, las jornadas laborales son desgastantes y malas, etc. También suelen tener ciertas manías persecutorias, que los hacen pensar que todo el mundo los odia, y que nadie los tiene en cuenta.

Este tipo de personas pasan todo el día enfadados, escupiendo veneno por doquier, e intentando amargar la vida de todos a su alrededor.

La mejor postura frente a este tipo de personas, es el optimismo. Muéstrate siempre feliz ante ellos, con una sonrisa en tu rostro y los mejores comentarios. Demuéstrales que nada podrá arruinarte tu día, y de esta forma se cansarán de fastidiarte e irán hacia otro lugar.

Deja una respuesta